Desde el municipio de Teror....Gran Canaria.

 

Noviembre 2016

 

PEDICULOSIS CAPITIS EN PERIODO ESCOLAR

 

 

 

         

 

 

La presencia de picor en el cuero cabelludo puede ser el único síntoma que nos alarme sobre la presencia de piojos en la cabeza.

No debe ser motivo de alarma social ni indicativo de poca higiene como se pensaba en etapas pretéritas. Tampoco es motivo de transmisión de enfermedades pero sí debe ser controlado a la mayor brevedad posible para evitar que se expanda exponencialmente ya que la infestación se realiza en contacto directo: de cuero cabelludo a cuero cabelludo; es decir, de cabeza a cabeza. El piojo no tiene alas ni capacidad para saltar distancias considerables por lo que debemos evitar el contacto directo entre cabezas, intercambio de gorras, paños de cabeza diademas, peines, cepillos cabellos, etc., para que no puedan llegar los piojos, o sus huevos, a una cabeza sin infestar.

El piojo no sobrevive más de 2 días fuera de la cabeza. Sus condiciones de vida son muy estrictas con temperatura y humedad similares a las nuestras por lo que su hábitat más apropiado es nuestro cuero cabelludo: 28-32ºC de Temperatura y 70-85% de Humedad Relativa. Su fuente nutricia: nuestra sangre, que obtiene tras producir heridas por mordida y succionar nuestra sangre. Su saliva es irritante para nosotros y el picor procede de esa irritación que hace que nuestro organismo secrete histamina en esa zona y comience el prurito a las pocas horas de la mordida.

Todas las especies vivas necesitan perpetuarse y lo consiguen gracias a la reproducción. Las especies con pocas probabilidades de supervivencia se reproducen mucho porque son pocos los que llegan a estadios de adultos; la mayor parte de ellos mueren en los estadios previos. Esto lo vemos en particular en los insectos con su alta capacidad reproductora. Los piojos adultos tienen diferenciación sexual siendo las hembras algo más grandes que los machos.

El piojo vive en la cabeza entre 30-40 días en condiciones óptimas pero tiene dos limitantes muy importante: la humedad y la temperatura. Cuando la humedad relativa baja del 70% y la temperatura supera los 45ºC, el piojo sufre daño corporal, deshidratación y muerte. Este efecto es casi inmediato, necesitándose menos de 1 hora para conseguir la muerte del piojo y algo más para dañar irreversiblemente a los huevos adheridos al cabello también llamados liendres. Utilizando estas limitantes biológicas se consigue erradicar la infestación sin añadir tóxicos a nuestro organismo. Por otra parte, el piojo necesita intercambiar agua en forma de vapor de agua y respirar siendo el oxígeno otra limitante importante.

 

 

  

El piojo no sobrevive a períodos superiores a 5 minutos sin oxígeno y la liendre algo más de tiempo. Sin embargo, sí tolera bien el contacto con el agua y es resistente a la actividad desinfectante del cloro, motivo por el que el baño en piscina suele ser también un lugar de infestación de piojos.

El piojo adulto presenta diferenciación sexual siendo el piojo hembra algo mayor que el macho en un 20-25% y siendo su tamaño medio de 2-4mm. Son rápidos en cabello seco y lentos en cabello mojado y esta propiedad nos permite capturarlos mejor porque el cabello se apelmaza y no es tan sencillo de localizar las liendres (huevos) pegadas al tallo del cabello.

El ciclo vital del piojo de cabeza es un piojo que no sobrevive en otro ambiente que no sea la cabeza de un ser humano, ni siquiera en otras partes del cuerpo y ni en otros animales. Su transmisión es directa, de cabeza a cabeza, fundamentalmente y también de útiles como peines, gorros, cepillos de peinar, diademas, etc., que hayan sido utilizados por una persona infestada de piojos en las 48 horas previas. Este período de 48 horas es el tiempo estimado de supervivencia que presenta el piojo fuera de una cabeza viva.

El ser humano sufre también infestación por piojos en el pubis y en el cuerpo pero éstos no pueden colonizar la cabeza, por lo que como los niños no presentan vello secundario es imposible que puedan ser infestados por éstos. Por lo tanto, nos limitaremos a los piojos de cabeza, que son los responsables en la edad escolar de las pediculosis por piojos.

La infestación por piojos en la cabeza no tiene límite de edad y abarca desde la etapa de bebé hasta la senectud, por lo que hay que tener en cuenta que cuando aparece un niño en casa con piojos, todos los convivientes de esa familia deben someterse a tratamiento desinfestante.

No es necesario ver los piojos moviéndose por el cuero cabelludo de una cabeza para entender que si aparecen huevos adheridos a los cabellos (liendres) existe infestación por piojos. Habrá liendres si, previamente, un piojo hembra lo ha pegado al cabello, por lo tanto la presencia de piojos es evidente pero éstos son rápidos y a pesar de que van de cabello a cabello, como los monos que van de liana en liana, gracias a los ganchos que disponen en sus 3 pares de patas que nacen de su tórax. Presentan una fuerza que supera 1000 veces su peso, su velocidad es de 230mm/minuto, en cabello seco, siendo bastante menor en cabello mojado, propiedad ésta que nos ayuda a su visualización y eliminación.

 

  

 

 

 

 

 

 

Los piojos hembra son los responsables de la puesta de los huevos adheridos a los cabellos. Utilizan para ello una sustancia, un pegamento, que forma parte de la saliva del piojo hembra y es tan fuerte que solo se consigue arrancar de forma mecánica, normalmente con los dedos y con la lendrera, preferiblemente la de dientes metálicos. Estos huevos adheridos los llamamos liendres y suelen ser colocados al inicio del cabello, es decir, en la zona del nacimiento del cabello, por lo que a medida que va creciendo el cabello se irá alejando. Por lo que las liendres alejadas de la raíz del cabello serán liendres viejas y las más próximas a la raíz las más jóvenes. Las viejas son liendres vacías ya que es solo el cascarón que queda adherido ya que el ciclo vital del piojo es de 7-10 días en estadio de liendre, eclosiona en forma de ninfa o piojo joven, dando lugar a la 1ª muda, esta etapa dura 3 días, tras la cual presenta la 2ª muda que dura dos días y una 3ª muda, de dos días de duración también, en la que ya aparece la diferenciación sexual que se adquiere en estado adulto, dando lugar al piojo adulto macho y hembra. No hay diferencias morfológicas significativas excepto porque el piojo hembra es un 20-25% más grande que el piojo macho.

 

 

      

 

 

 

 

 

 

 

 

Por la simplicidad y claridad de exposición incluimos el esquema del ciclo de vida de los piojos según Kids Nits, red de centros especializados en el tratamiento de desparasitación de piojos, para explicárselo a nuestros pequeños.

 

 

 

         

 

 

Quedando para los adultos el siguiente esquema del ciclo biológico de los piojos:

 

 

De los tres tipos de piojos que infestan a los humanos (piojo de cabeza, piojo del pubis y piojo del cuerpo), no existe enfermedad alguna atribuida al piojo de la cabeza ni tampoco al piojo púbico. Tan solo el piojo del cuerpo, el que desarrolla su hábitat en nuestro vello corporal y nuestra ropa, es el que transmite enfermedades y algunas de ellas graves como es el tifus endémico, fiebre de las trincheras y fiebre recurrente, entre otras.

Nuestro artículo versa sobre el piojo de la cabeza que es el que vamos a encontrarnos en el entorno escolar, debemos destacar lo siguiente:


1.- El piojo que infesta el cuero cabelludo de los humanos no se desarrolla en ninguna otra parte del cuerpo que no sea en la cabeza poblada con cabellos y excepcionalmente también en cejas y pestañas. En aquellas personas que presenten calvicie o afeitada del cuero cabelludo, no existe infestación.

2.- El piojo del cuero cabelludo no transmite enfermedades; tan solo irrita y genera malestar en las personas infestadas.

3.- La infestación por piojos se realiza a cualquier edad, desde bebé a senecto.

4.- Los piojos no sobreviven en fallecidos más allá de dos días.

5.- Los piojos no sobreviven fuera de su hábitat (cuero cabelludo) más allá de dos días (48 horas) y las liendres si la temperatura no baja de los 28ºC pueden durar algunas horas más pero morirán tras la eclosión porque necesitan sangre fresca para nutrirse.

 

  

6.- Desde que se inicia la infestación por un piojo hembra hasta que aparecen los primeros síntomas de picor puede pasar 2-3 días.

7.- Unas horas después de la infestación por un piojo hembra comienza éste a producir huevos que va pegando a la raíz más próxima a la piel de la cabeza a razón de unos 10 huevos/día, llegando en los días de mayor actividad a 30 huevos/día, siendo el total en la vida del piojo hembra de unos 300 huevos (liendres). La relación reproductiva por tanto es de 1:300.

8.- Los piojos presentan unas condiciones de vida muy estrictas: humedad relativa entre 70-87% y temperatura ambiente entre 28-45ºC aunque también hay desarrollo, pero menor, hasta los 10ºC. Disponibilidad de sangre caliente que la consigue mordiendo hasta alcanzar la dermis (la epidermis carece de capilares sanguíneos) chupando los capilares sanguíneos dérmicos que nutren la piel (epidermis y dermis).

9.- Los piojos, y sus ninfas, cuando muerden nuestra piel y succionan sangre de nuestros capilares, liberan sustancias irritantes con su saliva que estimulan nuestros sistemas de defensa liberando histamina local que produce picor, enrojecimiento de la zona y malestar local, lo que nos induce al rascado para reducir el prurito.

10.- El cabello crece a una velocidad media de 150mm/año, es decir, a 0.4mm/día, por lo que dependiendo de la distancia entre la raíz del cabello y la liendre podemos calcular cuándo fue ovopuesta. En general, para cálculo hablamos de una velocidad de crecimiento del cabello de 1cm/mes (es decir, 10mm/mes).

11.- Las liendres eclosionan a los 7 días de su puesta y seguirán adheridas al cabello una vez vacías, por lo que la mayor parte de las liendres por encima de los 10mm de la raíz del cabello donde estén adheridas ya están vacías.

12.- Las ninfas en cualquiera de sus 3 mudas son grandes consumidoras de sangre por lo que el período de máximo prurito, o picor, coincide con la mayor población de estas formas jóvenes de piojos.

13.- El piojo tiene un ciclo de vida corto de unos 30- 40 días, en condiciones óptimas en el cuero cabelludo.

14.- Los piojos y ninfas presentan cierto grado de mimetismo, adaptándose al color del cabello que infestan y dificultando su localización. Presentan una velocidad de desplazamiento de 230mm/minuto, relativamente alta ya que van de cabello a cabello por sus 3 pares de patas provistas de ganchos en sus extremidades, lo que se hace difícil de visualizar en cabello seco. En cabello mojado la velocidad se reduce mucho y mejora su localización. Las liendres al estar adheridas son fáciles de encontrar.

15.- Los piojos presentan diferenciación sexual tras alcanzar el estadio adulto: macho y hembra. Las hembras son 20-25% más grande que los machos.



 

 

 

 

         

 

 

16.- La Dirección de Sanidad Ambiental de la Consejería de Sanidad de Navarra indica:

POSIBLES MEDIOS DE 
TRANSMISIÓN

IMPORTANCIA EN LA TRANSMISIÓN

Contacto cabeza-cabeza

Modo normal de transmisión. El más frecuente

Compartir objetos con contacto con la cabeza:
Peines, pañuelos, gorros, sombreros, bufandas, diademas, coleteros, cintas de pelo, pasadores, pinzas, cascos de motocicleta, pelucas, auriculares cerrados, etc.

Probable pero poco frecuente

A través de otros objetos o superficies:
Prendas de vestir, ropa de cama, asientos, almohadas, toallas, etc.

Posible pero altamente improbable

A través de elementos del medio:
Muebles, suelo, césped, arena y agua

No hay transmisión.

Si la hubiere sería excepcional

Animales domésticos

No hay transmisión

Tabla 1: Transmisión de la Pediculosis. ISP. Sanidad Ambiental. Gobierno de Navarra. 2014

17.- La prevención de la infestación de piojos consiste en evitar el contacto de cabeza a cabeza y en inspeccionar detenidamente el cabello de nuestros hijos en edad escolar, semanalmente, haya o no prurito, cuando se encuentren en período de escolarización y/o en actividades extraescolares donde la presencia del grupo sea relevante, como ocurre con los campamentos, bailes, etc., hasta la edad de los 12 años, que el niño adquiere madurez y es capaz de reaccionar adecuadamente ante estas infestaciones.

18.- Los tratamientos a base de productos organofosforados, organoclorados, carbamatos, piretroides sintéticos, entre otros, deben ser evitados por la toxicidad intrínseca que tienen sobre la salud del niño. A pesar de ello es lo que se recoge en la literatura científica de las sociedades pediátricas del mundo civilizado, entre las que tenemos a la Sociedad Española de Pediatría. Esta Tabla que adjunto está actualizada por los autores de este artículo.

PEDICULICIDAS: Preparados comerciales en España

NOMBRE GENERICO

NOMBRE COMERCIAL

PIRETROIDES NATURALES

CRISANTEMATO AL 0.4%

NOSA® Champú antiparasitario.

NOSA® Loción antiparasitaria

PIRETROIDES SINTÉTICOS

PERMETRINA AL 0.75%

DRECAP® Champú antiparasitario

DRECAP® Loción antiparasitaria

PERMETRINA AL 1%

FILVIT-P ® Loción capilar.

FILVIT-P® Champú antiparasitario

GOLBI® Champú antiparasitario

GOLBI® Loción antiparasitaria

NIX® Crema

PERMETRINA AL 1.25%

QUELLADA PERMETRINA® Champú antiparasitario

PERMETRINA AL 1.5%

PERMETRIN CHAMPÚ UNIPHARMA®

PERMETRINA 1.5% OTC® Loción gel

PERMETRINA 1.5% OTC® Champú antiparasitario

PERMETRINA 1.5% Loción antiparasitaria

PERMETRINA AL 5%

PERMETRINA 5% OTC® Crema (indicado para resistencias a los tratamientos anteriores)

SARCOP® Crema antiparasitaria

PERME-CURE® Crema antiparasitaria

FENOTRINA AL 0.2%

ANTIPIO® Loción capilar antiparasitaria

FENOTRINA AL 0.3%

ITAX® Loción antiparasitaria

ITAX® Champú antiparasitario

MITIGAL PLUS® Loción antiparasitaria

SARPEX® Champú antiparasitario

ELINWAS® Loción antiparasitaria

FENOTRINA AL 0.4%

ANTIPIOX® Champú antiparasitario

MITIGAL PLUS® Champú antiparasitario

SARPEX® Champú antiparasitario

FENOTRINA AL 1%

NOSA® Loción antiparasitaria

NOSA® Champú antiparasitario

PREPARADOS COMBINADOS DE PIRETROIDES Y OTROS PEDICULICIDAS

PIRETRINAS NATURALES + BUTÓXIDO DE PIPERONILO

PIRETRIN® ISDIN Espuma antiparasitaria

PERMETRINA AL 0.3% + BUTÓXIDO DE PIPERONILO AL 1%

KIFE-P® Loción antiparasitaria

KIFE-P® Champú antiparasitaria

PERMETRINA 1,5% OTC® Crema antiparasitaria

PERMETRINA AL 1% + BUTÓXIDO DE PIPERONILO + MALATHION 0.5%

PARAPLUS® Spray antiparasitario

PERMETRINA + FENOTRINA

HERKLIN NF ® Champú antiparasitario

HERKLIN NF® Loción antiparasitaria

HERKLIN NF® Spray repelente piojos

FENOTRINA AL 0.3% + BUTÓXIDO DE PIPERONILO AL 2%

CUSITRIN PLUS® Loción antiparasitaria

FENOTRINA AL 0.4% + BUTÓXIDO DE PIPERONILO AL 2%

CUSITRIN PLUS® Champú antiparasitario

BIOALETRINA + BUTÓXIDO DE PIPERONILO

VAPIO® Spray antiparasitario

ORGANOCLORADOS

LINDANO AL 1%

KIFE-P® Champú antiparasitario

KIFE-P® Gel antiparasitario

KIFE-P® Loción antiparasitaria

LINDANO AL 0.25% + ETANOL AL 70%

BRUJO® Loción antiparasitaria

DDT O CLOFENOTANO (DICLORODIFENILTRICLOROETANO)

PROHIBIDO SU COMERCIALIZACION EN TODO EL MUNDO

ORGANOFOSFORADOS

MALATION 0.5%

FILVIT® Loción antiparasitaria

CARBAMATOS

CARBARIL AL 0.25%

FILVIT® Solución capilar (colonia)

CARBARIL AL 0,5%

FILVIT® Champú antiparasitario

OTROS

MIRISTATO ISOPROPILO AL 50%

FULLMARKS® Loción antipiojos y contra liendres

DIMETICONA AL 4%

NEOSITRIN® Spray antiparasitario

NEOSITRIN® Loción antiparasitaria

NEOSITRIN® Champú antiparasitario

DIMETICONA AL 4% + PENETROL

NEOSITRIN 100 ® Loción antiparasitaria

SINERGICOS NO PEDICULICIDAS

ACIDO ACÉTICO AL 4% (ácido del Vinagre)

LIBERANIT® Bálsamo capilar. Ayuda a despegar las liendres de la base del cabello por ataque ácido al biopegamento

Tabla 2: Fármacos utilizados en la actualidad para el tratamiento pediculicida. 2016

Siguiendo criterios de nula o mínima toxicidad para los niños, recomendamos tan solo los tratamientos físicos que no interfieren en los mecanismos metabólicos ni son absorbidos por nuestro cuerpo. Dentro de estos, los más eficaces tratamientos son los que recurren a procedimientos físicos, es decir, actúan sobre nuestro cuero cabelludo actuando directamente sobre el piojo y la liendre sin ser absorbido por nuestra piel. Dentro de este grupo están los que hemos incluido en la Tabla de Fármacos en el grupo OTROS, entre los que están el miristato de isopropilo al 50%, que al tratarse de un alcohol produce una potente deshidratación tanto del piojo, en cualquiera de sus estadios: ninfas y adulto, como de la liendre. Su eficacia es notable a los 15 minutos del tratamiento. La Dimeticona, una silicona sintética, forma un recubrimiento sobre el piojo y sobre la liendre que impide que pueda respirar ni intercambiar el vapor de agua con el exterior, lo que produce la deshidratación de cualquiera de sus formas en unos 10-15 minutos. Ambos tratamientos son mucho más eficaces que los tratamientos insecticidas muchos de los cuales como los que pertenecen a los grupos organoclorados y organofosforados son altamente tóxicos además de crear resistencias por el abuso de éstos.

Mención aparte, es el tratamiento ecológico, consistente en aplicar una corriente de aire caliente deshidratado con una humedad relativa inferior al 45% y una temperatura superior a 55ºC durante un período de tiempo de 45-60 minutos. Normalmente este tipo de tratamiento se realiza en una unidad de tratamiento ya que exige disponer de una bolsa cefálica cerrada con borde elástico al contorno de la cabeza y conectado a un dispositivo secador que a su vez toma aire de un dispositivo deshumidificador. Ambas acciones conjuntas producen la muerte del piojo y liendre en pocos minutos. Recuerden al principio del artículo cuando decíamos que el ciclo vital del piojo tenía estas dos limitantes con horquillas muy estrechas: temperatura y humedad.

Todos estos tratamientos, bien físicos, farmacológicos como ecológicos precisan del uso del dispositivo más inocuo, ecológico y más eficaz de todos ellos: la lendrera. Sin esta herramienta no se podrían desprender las liendres ya que el pegamento que utiliza el piojo es muy eficaz y aunque la liendre esté vacía si no se ejerce una tracción mecánica de raspado no se desprendería.

  

 

Es eficaz el uso del ácido acético al 4% - el vinagre lleva este ácido pero al 2-3% - para reblandecer la unión de la liendre al cabello y también la pared de la liendre que lleva carbonato cálcico en su composición. Este es recomendable aplicarlo en el cuero cabelludo tras la primera semana del tratamiento antiparasitario, con el objeto de eliminar las posibles liendres viables que hubieran quedado.

Resumiendo, diremos que los tratamientos iniciales que debemos aplicar en casa deben ser los físicos y dejar los tóxicos para que sea el pediatra el que los indique en caso de resistencias o reinfestaciones muy frecuentes. Paracelso, médico suizo del s. XVI, define muy bien la toxicidad de las sustancias: “Nada es veneno, todo es veneno: la diferencia está en la dosis”.


 

PROTOCOLO EN CASO DE UNA PEDICULOSIS CAPITIS (PIOJOS EN LA CABEZA) DEL APA OSORIO. CEIP MONSEÑOR SOCORRO LANTIGUA. TEROR. NOVIEMBRE 2016

1.- Detectar el picor o prurito en la cabeza o cuello en el/la niñ@. No se debe alarmarse nadie por ello y menos aún al/la niñ@. En todo caso, tranquilizarl@. No se tiene por qué avergonzar si tuviera una pediculosis capitis ya que cualquiera puede contagiarse. No es una cuestión de falta de higiene. Es cuestión de convivencia social, de grupo humano, que comparten muchas horas juntos.

2.- Inspección visual directa, preferible con luz solar, ayudándose de la lendrera metálica. Si lo hacemos con luz artificial, el piojo huye porque percibe peligro. Realizar esta inspección al menos cada 10 días mientras dure el período escolar y/o extraescolar de convivencia.

3.- Aunque no detectemos ningún piojo, la simple presencia de liendres adheridas a los cabellos es suficiente para dar por positiva la infestación.

4.- Si aparecen liendres, hay que medir la distancia entre la raíz del cabello y la liendre para conocer su edad. El cabello crece a razón de 1 centímetro/mes, aproximadamente. Podrá saber el tiempo transcurrido de la puesta simplemente sabiendo cuánto mide esa distancia:


 

DISTANCIA RAIZ –LIENDRE ( CENTÍMETROS)

TIEMPO DE LA PUESTA ( DÍAS)

1,0

30

1,5

45

2,0

60

2,5

75

Tabla 3: Edad de la puesta de la liendre en relación con la distancia a la raíz


 

5.- Si un miembro de la familia tiene pediculosis capitis (piojos), deben todos los convivientes someterse a inspección visual con lendrera y ante dudas, someterse al tratamiento pediculicida al mismo tiempo.

6.- Las embarazadas y los bebés menores de 1 año no deben ser sometidos a tratamiento farmacológico pediculicida en ningún caso. Las madres lactantes tampoco ya que todos los insecticidas se excretan por la leche y los bebés se contaminarían de estos tóxicos.

7.- No existe riesgo de transmisión de enfermedades con la pediculosis capitis (infestación de piojos en la cabeza) ni con la pediculosis pubis (pediculosis púbica).

8.- Existe riesgo de transmisión de enfermedades en la pediculosis corpis (infestación de piojos en el tronco) sobre todo cuando hay hacinamiento y malas condiciones de higiene: falta agua corriente, muchas personas durmiendo en el mismo habitáculo, mala higiene corporal, etc.

9.- Siempre se aplicará tratamiento físico y/o ecológico y dejar el tratamiento farmacológico para el pediatra, que decidirá el más adecuado en caso de resistencias.

10.- Antes de aplicar un tratamiento pediculicida es necesario leer con detenimiento las instrucciones del prospecto del mismo. Si tuviera dudas o no entiende lo que pone, no dude en llamar al teléfono 112 que le facilitará toda la información toxicológica, farmacológica y médica que precise. También puede llamar al número que pone los envases del producto (Servicio Médico de Información Toxicológica: 915620420). La Central de Emergencias 112 de nuestra Comunidad Autónoma tiene acceso directo a esta información.

11.- La lendrera es el instrumento más importante en la eliminación de una infestación por piojos. Hay que utilizarla adecuadamente. Siga las instrucciones que le indica su fabricante. Son mejores las que presentan las púas (o dientes) metálicos porque son más traumáticas para las liendres. La capacidad destructiva es mucho mayor que las lendreras de material sintético.

12.- La lendrera debe pasarla semanalmente, o cada 10 días, en el período escolar y en aquellas otras actividades extraescolares donde haya convivencia en grupos y el contacto físico sea altamente probable: juegos de contacto, bailes, gimnasia, campamentos, frío, etc.

13.- No dude en ponerse en contacto con el APA “Osorio” si precisa asesoramiento, bien a través del telf. 639360606 (Asesoramiento Médico) o a través de la dirección del email: asociacionpadresosorio@gmail.com explicando que es para asesoramiento médico.

14.- En caso de pediculosis capitis no procede cortar el pelo ya que la infestación está ubicada en la raíz del pelo. Por lo tanto, no sería eficaz, excepto afeitar la cabeza, ya que el piojo no tendría ambiente adecuado donde anidar.

15.- Es conveniente realizar una segunda aplicación del tratamiento pediculicida dos semanas más tarde si hay dudas de persistencia de liendres adheridas a los cabellos a pesar de pasar la lendrera diariamente y luego cada 3 días durante ese período de unos 7 -10 días.

16.- Para evitar nuevos brotes recomendamos lavar la ropa, en especial la de cama, con el tratamiento habitual de lavado pero con el programa de agua caliente (60ºC o superior). No olvide que los piojos, y las liendres, viven fuera de la cabeza como máximo 48 horas.

17.- El niñ@ una vez tratad@ debe continuar acudiendo a clase con total normalidad. Es conveniente que con prudencia se informe al profesor para que apliquen el protocolo correspondiente y evitaremos así la discriminación del/la niñ@.


 

18.- Dar instrucciones al / la niñ@ para que tome conciencia de evitar el contacto con la cabeza de los otros niñ@s. No cabe duda que alguien l@ infestó.


 

Autores:

Natalia de Los Ángeles Lecuona Falcón.

Diplomada Enfermería.

Servicio Canario de La Salud.


 

Felipe Antonio Rodríguez Medina.

Médico de Familia.

Doctor en Toxicología por la ULL.

Diplomado en Salud Pública.

Servicio Canario de La Salud.


 


 


 


 


 


 

Nota del APA Osorio: Los autores son los únicos responsables de lo que se exponga en este artículo.


 


 


 

Agosto 2016

  

 

 

         

 

 

La Sección de Salud Pública del APA Osorio comienza hoy su deambular con una serie de recomendaciones basadas en la evidencia científica, y que esporádicamente se publicará en los medios de difusión que disponga. Este artículo, firmado en esta ocasión por un médico especialista en Medicina Familiar y Comunitaria y diplomado en Salud Pública, y una enfermera del Área de Atención Primaria de la Gerencia del Servicio Canario de Salud del Área de Gran Canaria, hace referencia a un problema acuciante y muy vinculado a esta ola de calor, cada vez más frecuente e intensa, en verano, que es cuando el planeta está más próximo al Sol: las quemaduras solares.                                                                                   

  

En estos días hemos alcanzado en Teror cerca de los 35ºC (el pasado 31 de julio alcanzamos los 33,99ºC) lo que implica temperaturas próximas a los 45ºC en el interior de los vehículos aparcados en zona soleadas. En algunos de estos vehículos, las cinchas de los asientos de los pequeños han provocado más de una irritación en los brazos desnudos por contacto con las zonas metálicas de los sistemas de enganche. Y es que estas piezas alcanzan mucha más temperatura…Por otra parte, los niveles de benceno y derivados, se incrementan en los habitáculos de los vehículos, también por este efecto térmico, que requiere disiparlo abriendo las ventanas y puertas del vehículo durante 5-10 minutos, con el aire acondicionado activado. De esta forma, este tóxico silencioso, se reduce a concentraciones tolerables desde el punto de vista toxicológico.                                                

 

 

 

Cuidemos la piel de nuestros pequeños. Consejos prácticos

         

 

Por otro lado, el efecto invernadero, ocasionado por el incremento de gases invernadero como el CO2 y el H4C, entre otros, ha hecho que el aumento de temperatura sea mucho más significativo, facilitando la deshidratación y el envejecimiento prematuro de la piel.

 

El verano es el período de mayor proximidad al Sol, lo que conlleva un aumento del calor y de radiaciones solares. Ambos efectos son amortiguados por nuestra atmósfera. Y entonces…por qué tantas recomendaciones sobre la protección solar en estos meses de máxima proximidad? La respuesta es sencilla e incierta: nuestra capa atmosférica amortiguadora está perdiéndose; cada vez es más delgada, y esto se debe fundamentalmente a la actividad industrial, al abuso de sustancias tóxicas, que debilita cada vez más nuestra capa de ozono, principal artífice de esta protección. Esto ha hecho que, en zonas como Canarias, las enfermedades de la piel se hayan multiplicado x 3 en los últimos 10 años y que las enfermedades relacionadas con los ojos hayan sufrido un incremento sustancial en las personas mayores de 45 años como nunca se había tenido.

  

Este grito de prevención que las sociedades científicas nos dan cada día, pretende que tomemos conciencia de que protegiéndonos, protegiendo a nuestros hijos, estaremos evitando enfermedades como es el cáncer de piel, la catarata, alergias, insolaciones, etc.

La Plaza de Sintes, en el centro del casco de Teror, con una incidencia solar de 365 días/año, ideal para los juegos, presenta un suelo idóneo para todo tipo de actividades infantojuveniles: patines, bicicletas, pelotas, patinetes, futbol, etc., y punto de reunión de adultos, cumple con todos estos requisitos comentados de exceso de radiación solar.

                                       Plaza de Sintes. Teror. Julio 2016

 

 

 

 

 

Nuestras 10 recomendaciones

         

 

 

1. Debemos proteger a nuestros pequeños, y a nosotros también, con protectores solares de alta filtración: Factor de Protección Solar (FPS) de 50 +, en las zonas expuestas como son: la cara y orejas, extremidades superiores e    

inferiores expuestas, espalda expuesta y cuello. Si la ropa es ligera la radiación solar puede penetrar por lo que también estas zonas debemos entenderla como expuestas.

 

 

Representación de la respuesta celular al daño en el DNA. Dosis elevadas de radiaciones provocan la muerte celular de manera directa. Dosis moderadas provocan daño en el DNA y una respuesta celular para intentar repararlo o, en caso de no ser posible, provocar la muerte celular. Se han indicado algunas de las proteínas implicadas en estos procesos. En la tabla se indican las enfermedades y síntomas asociados al mal funcionamiento de algunos de estos elementos. Si estas respuestas no funcionan correctamente, la mutación pasará a las células hijas.

(Referencias: Neus Agell Jané. Efectos Biológicos de las radiaciones electromagnéticas de alta energía. Departamento de Biología Celular y Anatomía Patológica, Universitat de Barcelona. © Mètode, Anuario 2009)

 

 

 

 

 2.  Es imprescindible el gorro, gorra, sombrero o visera, y si llevan solapa para proteger los ojos, borde de orejas y cuello, mucho mejor.

3. La estancia en horas puntas de radiación solar, que entendemos en Teror va desde las 11:00h hasta las 18:00h, siempre refiriéndonos a la Plaza de Sintes y alrededores, no debe ser superior a las 3 horas y debemos aportar ingesta de agua suficiente para que el pequeño beba a demanda y siempre más de medio litro de agua por sesión.

4. Cuando lleguemos a casa, el baño debe ser relajante para permitir la rehidratación de su piel y, una vez seco, añadir una crema hidratante. Este ritual debe ser concienzudo si queremos proteger la piel de nuestros hijos.

5. No olvide que uestra piel tiene memoria acumulativa y que cualquier agresión solar sufrida a lo largo de la vida siempre estará presente, como si se tratara del saldo de la cuenta corriente.

6. No olvide explorar todo su cuerpo y las uñas de los pies tras cada baño y zonas dolorosas que puedan manifestar los pequeños, ya que el calor dilata los cuerpos y el ejercicio físico aumenta el volumen de los grupos musculares implicados, por lo que no es de extrañar que el calzado termine afectando al pie, si está ajustado y la ropa. Todo esto hacerlo sin que ellos puedan percatarse de nuestro interés porque así evitaremos que nos puedan confundir en alguna ocasión. No olvidemos que ellos crecen y los pies se acomodan al calzado. Cualquier duda, consultarla con el pediatra.

7. Los ojos deben estar protegidos con unas gafas de filtro de montaña (filtro 3) para las radiaciones UVA y UVB además de polarizadas. Esto último es muy importante porque reduce la radiación incidente en el ojo. En el mercado se consiguen por precios muy módicos. Les recomendamos las de tipo ciclista, también conocidas como gafas moscas.

 

 8. Si el pequeño utiliza gafas graduadas, se puede añadir un filtro sobreañadido adaptado a las gafas, de quita y pon, muy práctico.

9. En caso de quemadura solar leve, aplicar de inmediato crema rehidratante y evitar la radiación solar en los próximos días. Visitar al pediatra lo antes posible. La piel de los pequeños es muy delgada y la queratinización aún es inmadura. Se deshidrata y quema con suma facilidad.

 

 

         

 

 

Autores: Natalia Lecuona Falcón. Grado Enfermería. Col. 5118 CELP Felipe Rguez. Medina. Médico de Familia. Diplomado Salud Pública. Col. 35/35/04335. COM LP Si desean ampliar información pueden abrir estos enlaces:

 

 

Sociedad Canaria de Pediatria de Las Palmas :

www.socanpedlp.es

Sociedad Española de Pediatria: www.aeped.es Protocolos de la Sociedad Española de Pediatría. Dermatologia:

www.aeped.es/documentos/protocolos-dermatologia

Servicio Canario de la Salud. Programa del Niño Sano:

www3.gobiernodecanarias.org/sanidad/scs/contenidoGenerico.jsp?...0841... Nota: El APA Osorio no se hace responsable de lo expresado en este artículo, siendo los autores los únicos que asumen toda la responsabilidad del mismo.

 

 

 

 

 

(Referencias: Neus Agell Jané. Efectos Biológicos de las radiaciones electromagnéticas de alta energía. Departamento de Biología Celular y Anatomía Patológica, Universitat de Barcelona. © Mètode, Anuario 2009)

10. Otro efecto nada despreciable se debe a la interacción entre la radiación solar y los medicamentos produciendo con frecuencia: dermatitis reactivas, manchas faciales, alergias, fotofobia, etc. Entre los más reactivos están ciertos grupos antibióticos, antihistamínicos, anticonceptivos y antiarrítmicos cardíacos, pero todos los medicamentos, sin excepción, pueden interaccionar con la radiación solar cuando la exposición es muy prolongada.

 

 

 

 

©Teror Televisión.com 2017